,

Ibiza en invierno

Hay ocasiones en las que necesitamos realizar algún regalo especial, bien sea a nuestra pareja o para un buen amigo. Necesitamos salirnos de los ya habituales regalos que podemos encontrar en cualquier tienda y sorprender con algo muy distinto. Pues nuestro artículo de hoy va escrito en este sentido.

Te proponemos regalar un viaje a Ibiza. Lejos de la temporada, Ibiza se resume a una isla pequeña y romántica donde podremos campar a nuestras anchas. Los precios se han bajado considerablemente y es el tiempo perfecto para pasar unos días aislados y en compañía, al calor que siempre produce una buena chimenea.

Es el momento perfecto para visitar la Ibiza más cultural, esa que no tienes tiempo de ver entre playas y discotecas. Al llegar el mes de noviembre comienza la época de las matanzas en el campo. Los bailes de celebración, las reuniones familiares y la buena comida en la mesa acompañada por los vinos locales devuelven la tradición y el espíritu ibicenco.

A pesar de que los hoteles en Ibiza cierran sus puertas en su gran mayoría durante el mes de octubre, algunos permanecen abiertos durante todo el año. También es el momento en que bajan sus precios los agroturismos en Ibiza. Esparcido por la sierra norte principalmente, son alojamientos de una gran calidad y un rincón perfecto para ese fin de semana único y deseado.

Por supuesto no deberán faltar a la cita los puntos turísticos más bellos de la ciudad, como la ciudad amurallada de Dalt Vila, Patrimonio de la Humanidad. O la visita a algunas de las torres defensivas que incluyen las mejores vistas panorámicas de Ibiza. En algunos casos son lugares remotos a los que será imposible llegar sin alquilar un coche en Ibiza. En otros, bastará con asomarnos a nuestra ventana para ver la puesta de sol sobre un mar que se vuelve infinito.